Aún... Con un poco de enredo

Por: Maite Ramírez Solano
Aún Con un poco de enredo No logro entender por qué llega a mí ese estremecimiento, ese sentimiento que se envuelve con mi cuerpo y deja tanto que decir. No alcanzo a escuchar las palabras; esas señales que describen el acto, la realidad y me dejan muda con los ojos abiertos, sin explicación.

¿Dónde estoy yo? Oculta... Presente... Vaga en la huella de lo que sucede, de lo que mi corazón transcribe y que no hay traducción, ¿Será que aún sigo viva? Estoy aún posada en el escenario y habrá cabida para un nuevo papel, para una opinión, ¡Que escasa me siento!

Y al verme ahí arriba desde tan lejos me siento sumamente pequeña... Diminuta ante el espacio sinónimo de mar, pérdida... Me siento pérdida por que las palabras están aquí en mi pecho, aquí en mi garganta, en mi boca y no encuentran la salida.

Todo por la aprensión de sentirme sola, de ocupar el vacío que ya ni existe, de travesear un papel que no me queda, que no quiero, que no me complementa.

Porque las verdades se anulan, porque titubeé el papel de mártir que no me queda, porque me definí como la fuerte, la gloriosa, la inmaculada furia que como tormenta trasciende, destroza y al final queda inerte dentro de la paz y el silencio.

No me extraña que el dolor y la incertidumbre sigan arrancando las paredes de mi casa, de las puertas y las ventanas, van intentando mancharlas para no reanudar mi certeza, mi seguridad, mi confianza.

Porque en las cruzadas perdí una pierna al defender mi devoción, me vi lacerada por mis enemigos, torturaron mi cuerpo y jugaron con mis entrañas; sin embargo jamás perdí mi fe.

Jamás olvidé quien soy y de donde vengo, tampoco borré mis raíces, la fortaleza y las enseñanzas de mi madre, de mi abuela, bisabuela y tatarabuela, a todas las llevo aquí dentro de mí, en esta sangre que me recorre todos los días y me llena de vida.

Por ella soy quien soy, por mi madre apacible y fuerte, por la mujer que me decretó como guerrera igual que ella, por su apetito de lidiar juntas adversidades sin dejarme caer, por el apoyo incondicional y testarudo a lo largo de la vida que me ha enseñado a ser una hembra, despierta, astuta y lucida.

Que arduo es decir no quiero cuando tanto se debe, cuando has dado hasta el alma por lo que amas y no te sientes correspondida, por  que las experiencias te han hecho solida, impredecible, rebelde e incomparable.

Y es por esto que en el amor soy tan radical, entregada y sostenida, abierta y complicada, liviana y revoltosa, exigente y desinteresada... Porque no tengo pelos en la lengua y me entrego con el alma.

No obstante si el corazón se somete a burla, a traición… Se pierde todo... La inexistencia sentimental cubre las heridas y solo el tiempo es quien con vaga posibilidad pueda sanar la tortura de la mente filosa y desconfiada.

Todo se pierde, todo termina, es solo mi conciencia la que nada entre pensamientos desmembrados e intenta consolar al corazón que a la larga se recupera de los estragos y las derrotas.

¡Pero qué digo! Es mi victoria, mi triunfo... Mi gloria aún con un poco de enredo y que muchas veces no lo note para darme cuenta.

Maite Ramírez Solano, nació el 23 de Marzo de 1975 en la Cd. de México DF. Es Lic. en Mercadotecnia. Estudió en la Escuela Superior de Bellas Artes en Atenas, Grecia. Ha participado en varios Proyectos como el de Alas y Raíces a los niños, en Festivales Culturales para la capacitación con talleres de artes plásticas para Asistentes Educativas, en el Centro Fox como expositora y tallerista; en actividades artísticas, en funciones comunitarias de estructura artística con el DIF y hasta hace unos meses se desempeñaba en el CEVART como Analista de Educación Satelital; llevando el proyecto de la Teleaula -Canal 23- Red de las Artes-CENART donde ha manejado varios proyectos como “Feria de las Artes”, Red de las Artes con Casas de Cultura, Capacitación de maestros, artistas y gestores culturales. Actualmente está en el área académica del Centro Veracruzano de las Artes “Hugo Argüelles”; con la coordinación, proyección y desarrollo de toda la oferta académica que se trabaja en el Centro.



© 2012-2018 Destinoveracruz.com. Algunos derechos reservados.